Paso 9 de la metodología Startupismo, de Fric Martínez

Sal del closet como emprendedor o como lo que sea.

Por ahora puedes pensar que el futuro es tuyo, que siempre tendrás chamba, pero no es así. Puedes pensar que eso de promocionarse en redes sociales no es necesario para ti, pero cuando seas mayor ¿por qué razón te llamarán para participar en un proyecto si nadie te conoce? ¿por qué habrían de pensar en ti como una buena opción?.

Tienes que mantenerte vigente y a la vista de todos.

 

Casi casi: “Si no posteas no existes”

 

Todos deben mostrar su empresa a todo mundo:

No sólo eso, debes también promocionar tu producto más importante: tú mismo.

Antes decían que estábamos en la era de la comunicación, pero ahora estamos en la era de la reputación. Tenemos un perfil público, un avatar, debemos utilizar esta oportunidad positivamente.

Por ejemplo, imagina que tienes una empresa muy exitosa, pero luego decides salirte de esa empresa y buscas participar en otros proyectos nuevos, en ese momento es posible que mucha gente no sepa ni quién eres. Quizás pudieron haber escuchado de tu empresa, pero tú serás un desconocido.

Parte de la promoción de tu empresa debes orientarla en ti mismo. Deja que tu nombre sea reconocido y genere credibilidad.

 

¿Quién es el ególatra? ¿el que se muestra a los demás o el que se esconde?

Los niños pueden pararse delante de toda la familia y bailar como loco, tú no. Gritan, piden, exponen sus sentimientos a flor de piel. Después crecemos y nos creemos mucho, pensamos que debemos cuidar una imagen, nos da pena bailar como locos y también nos da pena mostrarnos en redes sociales.

No hay nada que temer, de todas formas sólo somos una bola de mamíferos.

Sal y grita lo que haces, muéstrate ante todos y que te vean, que no te de pena ser imperfecto.

Seamos como los niños, les vale madres casi todo.

 

Ser famoso:

Obvio no. Famoso es que te reconozcan en el oxxo, en cambio, quizás soy un poco reconocido, reconocido es que cierto grupo de gente reconoce algo que haces bien, lo cual es bueno.

Si piensas: “Yo no publico en redes sociales, no me gusta eso de ser famoso…”

Yo te diría: “Ay mi vido! ¿En serio creías que te ibas a hacer famoso? Es muuuy difícil lograr un impacto real, así que ni tengas miedo de ser famoso porque aunque te lo propongas, seguramente nunca lo logres”.

 

 

¿Y si te roban tu idea por andar contándole a todos tu proyecto?

No tengas miedo de contarle a todo mundo tus ideas. Nadie te las va a robar, y si alguien te las roba, hay que ver si ese alguien se levantará todos los días a las 8 de la mañana a concretar la idea, de hacerla funcionar, que tenga éxito, que genere dinero y siga viva todos los días. Es más si, alguien te roba tu idea y logra concretarla, en ese caso, contacta a esa persona y haz una alianza con ella. Quizás es el socio fundador que necesitabas. Grita a todo mundo tu proyecto.

Las ideas no valen, sólo existen cuando se concretan.

 

Networking:

Networking es conocer gente en un evento, básicamente.

Es sorprendente lo que puede avanzar tu proyecto por el simple hecho de conocer gente nueva mientras te tomas una cerveza o compartes información durante un evento.

La mayoría de los emprendedores se muestran muy receptivos para conocer personas que puedan concretar una alianza, o por el simple hecho de contactar a otros que están en el mismo camino Startupero. Casi todos los eventos de emprendimiento tienen un momento dedicado al Networking. Es bueno llevar a la vida offline lo que estás haciendo en tu vida online. O sea, sal a la calle y habla con gente real, en serio. En los lugares que más networking hay es en los coworking spaces…

 

Coworking spaces:

Sí, lo sintetizaría así: Di no al emprendedor en pijama.

A la gente que chambea por su cuenta no le gusta trabajar todo el día en su casa en pijama.

Muchos necesitan separar la vida del trabajo así que necesitan tener una oficina.

 

Pero el costo de rentar una oficina para una sola persona es muy elevado, así que una buena opción es ir a un Coworking Space. Son lugares donde pagas una membresía diaria, semanal, mensual o anual, a cambio de un espacio de trabajo. Casi todos incluyen internet, luz, teléfono fijo, café, sala de juntas, seguridad, etc.

Suelen organizar eventos que promueven el emprendimiento y la colaboración entre los integrantes.

También sirven para que hables de tu proyecto con otras personas y hagas networking.

 

más información en www.startupismo.com

 

FB a @startupismo y a @fricmartinezcharly

En Twitter: @fricmartinez

Recommended Posts

Leave a Comment